Desarrollo Integral Desarrollo Integral para las Personas

1Feb/11Off

Autodisciplina: Fuerza de Voluntad

Autodisciplina: Fuerza de Voluntad.

En este artículo puedes aprender sobre la Fuerza de Voluntad: ¿Qué es la fuerza de voluntad? ¿Cómo se debe utilizar la fuerza de voluntad? ¿Para qué se utiliza la fuerza de voluntad? ¿Que tiene que ver la fuerza de voluntad con la auto-disciplina?

La diferencia entre una persona de éxito y otros no es la falta de fortaleza, ni la falta de conocimiento, sino más bien la falta de voluntad.
- Vince Lombardi.

Fuerza de voluntad - es una frase considerada casi como las malas palabras en estos días. ¿Cuántos anuncios has visto que intentan posicionar sus productos como un sustituto de la fuerza de voluntad? Comienzan diciéndote que la voluntad no funciona y luego tratan de venderte algo "rápido y fácil", como una píldora para la dieta o algún excéntrico equipo de ejercicio. A menudo incluso te garantizan resultados imposibles en un período notablemente corto de tiempo - lo que es una apuesta segura porque las personas que carecen de fuerza de voluntad probablemente no se van a tomar el tiempo para devolver estos productos inútiles.

Pero adivina qué ... la fuerza de voluntad funciona. Sin embargo, con el fin de aprovecharla al máximo, debes aprender lo que puede y lo que no puede hacer. Las personas que dicen que la fuerza de voluntad no funciona están tratando de utilizarla de una manera que va más allá de sus capacidades.

¿Qué es la fuerza de voluntad?

La fuerza de voluntad es tu capacidad de establecer un curso de acción y decir: "¡A darle!"

La fuerza de voluntad proporciona un impulso intenso de gran alcance, pero es temporal. Piensa en ello como una hélice de paso a paso. Se quema rápidamente, pero si se dirige de forma inteligente, puede proporcionar la explosión que necesitas para superar la inercia y crear un impulso.

La fuerza de voluntad es la punta de lanza de la auto-disciplina. Para utilizar una analogía con la Segunda Guerra Mundial, la fuerza de voluntad sería el Día D, la invasión de Normandía. Fue la gigantesca batalla que cambió el rumbo de la guerra y puso las cosas en movimiento en una nueva dirección, a pesar de que tomó un año para llegar al Día de la Victoria (Victoria en Europa). Hacer ese tipo de esfuerzo todos los días de la guerra habría sido imposible.

La fuerza de voluntad es una concentración de fuerzas. Debes recoger todas tus energías y hacer un gran empuje hacia adelante. Atacar tus problemas estratégicamente en sus puntos más débiles hasta debilitarlos, lo que te da suficiente espacio para maniobrar dentro de su territorio y acabar con ellos.

La aplicación de la fuerza de voluntad incluye los siguientes pasos:

  1. Elegir tu objetivo
  2. Crear un plan de ataque
  3. Ejecutar el plan

Con la fuerza de voluntad te puedes tomar tu tiempo en los pasos 1 y 2, pero cuando llegues al paso 3, tienes que golpear duro y rápido.

No trates de hacer frente a tus problemas y desafíos de tal manera que un alto nivel de fuerza de voluntad sea necesario todos los días. La fuerza de voluntad es insostenible. Si trata de usarlo por mucho tiempo, se acaba. Requiere un nivel de energía que se puede mantener sólo durante un corto período de tiempo ... en la mayoría de los casos el combustible se gasta en cuestión de días.

Uso de la Fuerza de Voluntad para crear un impulso auto-sostenible

Así que si la fuerza de voluntad sólo puede ser utilizada en ráfagas cortas y poderosas, entonces ¿cuál es la mejor manera de aplicarla? ¿Cómo se puede evitar volver a caer en viejos patrones una vez que la explosión temporal de la fuerza de voluntad se agota?

La mejor manera de utilizar la fuerza de voluntad es establecer puntos de avance, de tal manera que el progreso posterior se pueda hacer con mucho menos esfuerzo del que se requirió del impulso inicial. Recuerda el Día D - una vez que los aliados habían establecido un punto de avance, el camino adelante era mucho más fácil para ellos. Aún era difícil estar seguro, especialmente con los cuarteles cercanos luchando por proteger sus filas en Francia antes de que los tanques de Rhino arrasaran con ellos, pero fue mucho más sencillo que tratar de mantener la concentración, la energía, y la coordinación de la invasión a gran escala de una playa todos los días por un año entero.

Así que el uso adecuado de la fuerza de voluntad es establecer puntos de avance - para cambiar permanentemente el territorio de partida de tal manera que es más fácil seguir avanzando. Usar la fuerza de voluntad para reducir la necesidad continua de un nivel tan alto de la fuerza.

Un ejemplo

Vamos a poner todo lo anterior junto a un ejemplo concreto.

Supongamos que tu objetivo es perder 20 libras. Intentas ponerte a dieta. Se necesita fuerza de voluntad, y lo haces bien la primera semana. Pero a las pocas semanas has vuelto a caer en tus viejos hábitos ganas todo el peso de regreso. Los intentas de nuevo con diferentes dietas, pero el resultado sigue siendo el mismo. No puedes mantener el impulso durante el tiempo suficiente para llegar a tu peso ideal.

Eso es de esperarse, porque la fuerza de voluntad es temporal. Es para los carreras cortas, no maratones. La fuerza de voluntad requiere atención consciente, y este tipo de atención en muy desgastante  - no se puede mantener por mucho tiempo. Algo te distraerá eventualmente.

Aquí está cómo hacer frente a ese mismo objetivo con la correcta aplicación de la fuerza de voluntad. Aceptas que sólo se puede aplicar una corta ráfaga de fuerza de voluntad... tal vez unos días en el mejor de los casos. Después de que se ha ido. Así que es mejor que utilices esa fuerza de voluntad para modificar el territorio a tu alrededor, de tal manera que mantener el impulso no sea tan duro como al inicio. Para utilizar tu fuerza de voluntad necesitas establecer un punto de avance cerca de tu meta.

Así que te sientas y haces un plan. Esto no requiere mucha energía, y se puede extender el trabajo a lo largo de muchos días.

Identificas todos los diversos objetivos que necesitas lograr si quieres tener una oportunidad de éxito. En primer lugar, toda la comida chatarra tiene que salir de tu cocina, incluyendo todo lo que tienes una tendencia a comer de más, y hay que reemplazarlo con los alimentos que te ayudarán a perder peso, como las frutas y verduras. En segundo lugar, sabes que vas a tener la tentación de obtener comida rápida, si llegas a casa con hambre y no tienes nada preparado para comer, así que decides cocinar de antemano una semana de alimentos cada fin de semana. De esta manera siempre tienes algo en el refrigerador. Aparta un bloque de varias horas cada fin de semana para comprar alimentos y cocinar toda la comida para la semana que va a iniciar. Además obtén un libro decente de cocina de recetas saludables. Aprende acerca de weight watchers (vigilantes de peso), y localiza la sede más cercana a ti, para que puedas ir a la primera reunión y registrarte. Arma una tabla de control de peso y ponlo en la pared de tu cuarto de baño. Obtén una bascula decente que pueda medir peso y el porcentaje (%) de grasa corporal. Haz una lista de comidas de muestra (5 desayunos, 5 almuerzos, y 5 cenas) y ponlas en el refrigerador. Y así sucesivamente .... En este punto, todo esto entra en el plan por escrito.

Luego lo ejecutas - duro y rápido. Probablemente puedas aplicar el plan en un solo día. Asistir a tu primera reunión de los vigilantes del peso y obtener todos los materiales. Liberar de alimentos poco saludables tu cocina. Comprar los alimentos nuevos, el nuevo libro de cocina, y la nueva bascula. Pegar la tabla de control de peso y la lista de ejemplo de las comidas. Seleccionar recetas y cocinar un lote de alimentos para la semana. ¡Vaya!

Al final del día, habrás utilizado tu fuerza de voluntad, no en la dieta directamente, sino para establecer las condiciones que harán tu dieta más fácil de seguir. Cuando te despiertes a la mañana siguiente, encontrarás que el entorno ha cambiado dramáticamente, de acuerdo con tu plan. Tu refrigerador estará abastecido con un montón de alimentos pre-cocinados saludables para comer. No habrá ningún alimento basura o problemático en tu hogar. Serás un miembro de Weight Watchers y tendrás que asistir a reuniones semanales. Tendrás un bloque regular de tiempo destinado a comprar y preparar tus alimentos. Todavía requieres cierta disciplina para seguir tu dieta, pero ya has cambiado tanto las cosas que no va a ser tan difícil como lo sería sin todos esos cambios.

Éstas son algunas de las entradas anteriores del blog, que te darán aún más ideas para modificar tu entorno:
Reforzar el medio ambiente de sus metas
¿Son sus amigos un impulso o una jaula?
Su sistema de rendición de cuentas personales

No utilices la fuerza de voluntad para atacar tu problema más grande directamente. Usa la fuerza de voluntad para atacar los obstáculos ambientales y sociales que perpetúan el problema. Primero establece tus puntos de avance y fortalece tu posición (es decir, conviértelo en un hábito, por ejemplo, haciendo un desafío de 30 días). Los hábitos ponen la acción en piloto automático, de forma que muy poca fuerza de voluntad es necesaria para el progreso continuo, lo que te permite prácticamente deslizarte hacia tu meta.

Este post es la tercera parte de una serie de seis partes en la autodisciplina: parte 1 | parte 2 | parte 3 | parte 4 | parte 5 | parte 6

Enlace al artículo original:

http://www.stevepavlina.com/blog/2005/06/self-discipline-willpower/


¿Te gustó este artículo?

¡Suscríbete a nuestro feed RSS!